Comunicado Castella 1º de Mayo

Artículo por: Castella juventud (@castella_juv)

Yo no combato individualmente a los capitalistas; combato el sistema que da el privilegio. Mi más ardiente deseo es que los trabajadores sepan quiénes son sus enemigos y quiénes son sus amigos. Todo lo demás lo desprecio: desprecio el poder de un gobierno inicuo, sus policías y sus espías


George Engel, Martir de Chicago asesinado tras las revueltas de Haymarket y en cuyo honor, junto al resto de martires, la Segunda Internacional Estableció el Día Internacional de los trabajadores.

Nos encontramos ante el primer primero de mayo desde 1978 en el que no encontraremos grandes manifestaciones en las calles de los barrios y ciudades castellanas.

Además, este año la clase obrera, castigada ya de por si por su condición de clase, esta siendo condenada a un año más duro aun si cabe. La pandemia mundial ha hecho que la crisis que se venía augurando erupcione antes y mucho más violentamente. El “gobierno progresista” al que los izquierdistas tanto instaron a votar para parar el “fascismo” adopta pues las medidas que le dicta la patronal y sus tímidas reformas llegan tarde y mal. Millones de trabajadores que han perdido su trabajo o están en un ERTE no tienen ningún ingreso estos días, sumándole esto a la situación de inestabilidad por el covid-19 y los gastos mensuales, la clase trabajadora de este país sufrirá un proceso intenso de proletarización tras esta crisis. Aquellos que se apropiaron del 15 M que se proclamaban como defensores de la clase obrera nos han abandonado ante un capitalismo devorador, que nos esclavizara en un trabajo por un sueldo que es una ínfima parte de las ganancias del empresario ese mismo día, gracias a nosotros.

Estos días se oye mucho el concepto “desescalada”, pero a qué se refieren con esto, ¿desescalada del paro de la actividad laboral? Evidentemente no, los trabajos no esenciales, con el sistema sanitario colapsado han parado la ridícula cantidad de tiempo de dos semanas, incluyendo dos días de festividad nacional que, en ocasiones, según los convenios, eran más, por lo que las trabajadoras se han podido quedar en casa poco más de cinco días y llevan trabajando sin condiciones de seguridad apropiadas durante prácticamente toda la pandemia. ¿Tal vez desescalada de la represión? La respuesta parece que tampoco, se han podido ver escenas dantescas de represión policial injustificada en la que la gente, obreras, les aplaudían desde sus balcones mientras golpeaban a un vecino indefenso. La policía, sin necesidad de aumentar sus capacidades, ha tomado las calles, identifica a cualquiera que pasa por ahí, controla a la población, reprime sin piedad todo esto con la actitud chulesca que les caracteriza. Cuando a un perro le das un hueso es difícil quitárselo, y la policía ahora tiene el hueso que más desea: carta blanca para tomar las calles y apalizar ciudadanos arbitrariamente, el gobierno burgués no le va a poder, ni querer, quitar este privilegio que necesitan para aguantar la crisis.

Se observan que sectores se “desescalan”: bares, lugares de culto, cines, fútbol profesional con tests masivos que no deberían ser para ellos, etc. El Capital retoma sus beneficios cuanto antes sin importarle la salud de la clase obrera, sin embargo, no se menciona el derecho con el que tanto se llenan la boca los políticos, el derecho de manifestación, fundamental en su “democracia”, ya que para ellos es una oportunidad magnífica de recortar los derechos para la expresión política en todas sus vertientes, en este caso usarán infinitamente la excusa del coronavirus, pero no tienen excusa para la censura en redes que también aplican. Este aumento de la represión bajo un estado policial, la ilegalización de la expresión política y la desorganización que tratan de inculcar al pueblo, un pueblo que quieren lo más desclasado y con la menor conciencia posible, plantea un escenario difícil ya que allana mucho el camino para un proceso de empobrecimiento aún más bestial al que las obreras vamos a ser sometidas en los próximos años.

Los principales sindicatos siguen desaparecidos. Son parte del engranaje del capital, en el que no molestan al gran empresario simplemente por poder comer de sus migajas (¡Y aun así hay “comunistas” que los ven revolucionarios!). Con la clase obrera abandonada, los sindicatos mayoritarios no han exigido al gobierno medidas reales para nuestra clase. Incluso a algunos no se les ve afectados por no poder celebrar hoy el día de los trabajadores.

En esta competición de puritanismos entre aristocracia obrera y de deriva revisionista, los eternos olvidados seguimos igual sin un futuro prometedor para nuestra clase. Por eso es hora de tomar acción.

En Castilla, nuestra tierra, esta crisis va a ser demoledora. La Castilla vaciada se vaciará aún más si cabe, la precariedad laboral hará que abandonemos aún más nuestros pueblos migrando a las grandes urbes. Sabemos que las instituciones de este estado nos olvidaran especialmente, como lo llevan haciendo desde el año 78, por eso es tiempo de que las castellanas y castellanos forjemos las herramientas necesarias para unirnos como clase ante la tormenta que nos viene. Ningún proyecto español contara con nosotras. Es hora de remar todas las castellanas en una dirección. Solo la clase trabajadora tiene el poder de romper la dictadura del capital a la que nos vemos atadas.

Debemos construir entre todas las castellanas un frente de lucha que nos sirva como emancipación de clase, sabemos que costará, que tendremos todo en contra, que el gobierno y el capital nos lo hará imposible, pero no cuentan con que ya no tenemos nada que perder. Tenemos en el recuerdo de la crisis del 2008 en la que nos empobrecieron y fuimos incapaces de responder desde la solidaridad de clase, anestesiados con los cantos de sirena de la socialdemocracia, no debemos dejar que suceda otra vez.

Es hora de luchar por lo nuestro.

¡Proletarios del mundo, uníos!

¡Por una Castilla Comunera!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s